Por: Natalia Arias

Un factor que nos ayuda en términos del aumento de la autoestima es el sentirnos productivos y proactivos. Cuando llevamos a cabo de manera eficaz las tareas diarias de acuerdo a nuestras prioridades, sentimos la satisfacción del deber cumplido.

Es cierto, que no todos los días podemos efectuar nuestro “check list” al pie de la letra, pero cuando alcanzamos la mayoría del listado, tenemos la sensación de ser más útiles.

Siempre he pensado que no existe mejor siquiatra que el trabajo, y poner nuestra mente a funcionar en un nuevo proyecto o ilusión. Sucede que cuando nuestros días pasan y nosotros no llevamos a cabo tareas, o adelantamos algún punto del proyecto que tenemos en mente, nos sentimos incomodos con nosotros mismos. En cambio, cuando movemos diariamente una ficha para lograr nuestro objetivo, logramos una satisfacción interna muy placentera.

En definitiva el trabajo dignifica. Si no tienes uno actualmente, invéntatelo. Mira que cualidades tienes y abandona el letargo que no te deja levantar del sofá para crear una nueva iniciativa que te genere entusiasmo y prosperidad.

Tips para mejorar el desempeño.

  • Has un listado de tareas diarias y llévelo a cabo.
  • Prioriza las tareas. Sal primero de las más fáciles.
  • Cuando te sientas bloqueado frente a un proyecto, investiga cómo otros lo han logrado.
  • No te preocupes, ocúpate.
  • No permitas que transcurra un año sin tener un nuevo proyecto.